12 ago. 2011

Todo un récord!

Gente, hoy llegamos a las 50.000 visitas en el blog!
Gracias a todos los que han hecho de este numero una realidad!

Estamos felices! No se nota!!!


Foto cortesía del New York Times, correspondiente a la nota "Las 50.000 visitas"

Tanita y Benja.

6 ago. 2011

Feliz año nuevo!!!

Hoy no es un día más. A los seres humanos nos gusta celebrar o conmemorar días que en algún pasado han marcado nuestra vida, nuestra historia, nuestra esencia.

Así como se celebra un cumpleaños, la muerte de algún prócer, así como también recordamos fechas patrias en el colegio mediante un acto, las personas tenemos también nuestros días especiales, y hoy para mí, es uno de ellos.

Hace un año atrás, 6 de agosto de 2010, algo muy importante ocurrió en mi vida, algo que desde entonces, hizo que empezara a entender la realidad de otra manera, si bien fue parte de un proceso, hace un año atrás todo tomo un significado mayor y ese proceso de búsqueda que había iniciado, hizo un clic, o de alguna manera empecé a entender que había encontrado una pista valiosa, de esta búsqueda del tesoro.

Con esto no quiero decir que la búsqueda terminó, al contrario, hoy soy consciente de lo importante que es la revolución (y al hablar de revolución, me refiero a la revolución interna que tenemos las personas) y gracias a este despertar dentro mío, hoy vivo consciente, en el momento presente, y por sobre todas las cosas libre.

Se preguntarán que suceso tan importante ocurrió un año atrás en mi vida? Ya se los contaré, pero antes quiero explicar algunas cosas o cambios que pasaron desde entonces.

Por un lado, mejor dicho por todos los lados, a partir de ese momento, y hasta en estos días, me siento dueño de mi vida, y agradezco poder vivir la vida que quiero, que elijo. 

El otro día hablaba con una amiga, que vivir la vida que uno quiere es muy difícil, nada es tan fácil como parece, ni tan envidiable como te dicen algunos otros, pero lo que si estoy seguro, es que a la hora de mirar la balanza, la felicidad supera cualquier dificultad que se presenta y lo importante sigue siendo ser fiel a esta manera que elijo vivir hoy y ahora.

En este año tuve la posibilidad de contar el viaje que terminé hace menos de un año en algunos lugares. Es medio raro y loco, porque lo primero que pienso es que mi viaje fue totalmente egoísta, en el sentido que lo hice para mi, por una necesidad mía, de descubrirme, de mirar, de aprender, de ser, de estar, de vivir, de llorar, de reír, de jugar, y por suerte todo esto pasó y sigue pasando… y de repente me encuentro en un colegio, universidad o evento, compartiendo un mensaje que a la gente le gusta y le despierta esas ganas de preguntarse esas preguntas existenciales que todos los hombres en algún momento de nuestra vida nos hacemos, tales como, en que crees? Qué pasa cuando te morís? Como queres vivir? Sos feliz? Que es la felicidad? Como te imaginas en 10 años? Crees que Batman y Robin son pareja? En fin preguntas existenciales de las cuales se podría hablar horas, y desarrollar diferentes teorías!

 Y ese mensaje que queda entre líneas, en el inconsciente de la gente, me gusta hacerlo despertar, eso es algo nuevo, saber que mucha gente tiene las mismas inquietudes y preguntas que yo, y poder despertar eso y juntos descubrir y responder algunas de estos interrogantes, es un desafío copado.

La verdad que vivir “en el aire”, es decir, sin un sostén donde uno a veces descansa, es un ejercicio que estoy aprendiendo. De alguna manera es vivir improvisando, pero improvisando sobre lo que uno cree es la mejor manera de vivir. Es como una improvisación dentro de normas que uno sabe que si se mantiene dentro de ellas, va a estar feliz, contento, y libre.

Pero no por esto es fácil, todo lo contrario, es difícil e inclusive a veces da miedo, pero lo importante es tener esa certeza de que uno se mantiene en esa línea de pensamiento en la que cree y pone en práctica!

Ya paso un año de aquel día, y desde entonces mi vida ha tomado otros nortes.
Estoy contento, intentando seguir aprendiendo y buscando la receta que más feliz me haga.
Lo bueno es que no hay un techo, sigo aprendiendo y descubriendo como vivir una vida más copada, en definitiva la vida que quiero. No hablo de súper vida ni mucho menos, simplemente una vida tranquila haciendo lo que me gusta y me divierte!

Hace un año, hace ya un año atrás, estaba llegando al MAGIC BUS, en Alaska, junto con Tanita en presencia y un montón de familia, amigos y gente en mi corazón!

Alaska, Fairbanks!

Qué alegría tengo!
Benja.-